Análisis Ganadero Semanal

Por Hermes R. Torra (del 14 al 18 de Agosto de 2017)

Se afirman los valores
La afirmación de los valores de las haciendas de invernada le dio solidez a la plaza a través de una competencia activa por parte de invernadores y feedloteros. La situación volvió a visualizarse a través de ofrecimientos de baja cuantía y ante la necesidad que se imponen los compradores de reponer inmediatamente por ventas recientes. En la exportación la baja del dólar no tuvo mayor influencia en la medida que la industria no consigue cubrir sus necesidades inmediatas por la falta de una oferta razonable. En Liniers la plaza se mantuvo animada y hubo subas en los valores de cada una de las categorías y clasificaciones. El primer remate de reproductores de cabañas pampeanas realizado en La Adela se manifestó con laboriosidad en la colocación aunque con valores que de acuerdo a condición fueron buenos.

Los bajos ofrecimientos de haciendas de invernada avivan el interés de invernadores tradicionales y feedloteros que nuevamente se mostraron muy competitivos ratificando e inclusive en casos puntuales por lotes de calidad, mejorando las cotizaciones anteriores. Las lluvias de la semana anterior, importantes en muchas zonas de cría con registros que llegaron hasta los 60 milímetros, impidieron la llegada de muchas tropas por la imposibilidad de juntar los animales en los respectivos establecimientos. Así los ofrecimientos en las ferias se vieron reducidos y no hicieron nada más que incentivar la competencia dándole solidez a la operatoria. Todas las categorías de machos y hembras tuvieron una muy buena colocación al igual que las vacas vacías para invernada con precios que en oportunidades superaron los 20 pesos por kilogramo. Si bien hubo plazos más allá de los clásicos 30 días, en aquellos conjuntos de reconocidos resultados tanto para el engorde como para cría, no fue necesaria la ampliación de los mismos porque la calidad suplió al plazo. Así los negocios continúan firmes y a la espera que salgan algunos conjuntos de recría y los que no lo pudieron hacer en ésta oportunidad por los inconvenientes citados.

En Liniers

Nuevamente ingresos moderados le dieron al mercado competitividad y buenos valores en cada una de las categorías y clasificaciones. Las ganancias promedio por todo lo comercializado fueron de 0,75 pesos por kilogramo en pié. La entrada de la semana fue de 23.261 cabezas, 1.573 menos que la anterior, con un aporte de 1.665 animales (anterior 1.7439 remitidos desde nuestra provincia. El índice semanal para los arrendamientos rurales se situó en 32,585 pesos versus los 31,82 pesos del ciclo hebdomadario anterior. Por su parte el promedio del novillo liviano de 431 a 460 kilos fue de 34,229 pesos (anterior $ 33,058) y el del novillito pesado de 391 a 430 kilos de 35,141 pesos contra 33,804 pesos del período anterior.

Exportación

La falta de novillos para exportación que se visualiza en algunas regiones y consecuentemente el mayor trabajo para completar las faenas del siguiente período por parte de la industria, hicieron que muchas tuvieran que mantener los valores anteriores a fin de hacerse de la mercadería necesaria para la cobertura de las mismas. En nuestra provincia y durante toda la semana se ofrecieron 59 pesos por animales que en el gancho dieran hasta 150 kilos la media res; 58,50 pesos hasta 160kilos y 58,00 pesos hasta 170 kilos “la media”, aunque la intención a partir de mañana era bajar 0,50 pesos las cotizaciones. Todo dependerá como ya es habitual de la oferta que encuentren y también de la evolución de los precios del consumo. Sobre frigoríficos de Buenos Aires ya también por novillos de hasta 150 kilos la media res o entre 500 y 520 kilos en pié, los precios se ubicaban entre 59 y 60 pesos, incluso con pago a 7 o 15 días.

Reproductores

Con el tercer remate especial de de cabañas pampeanas realizado el pasado jueves en La Adela dio inicio en nuestra provincia la temporada de venta de reproductores. Bajo el martillo de Hector Adolfo Concetti para la consignataria Prieto y Vita SRL, la comercialización requirió de cierto trabajo aunque posteriormente y hecho el mercado se fue vendiendo dentro de valores que consideramos buenos de acuerdo a calidad, desarrollo y estado de preparación. Los toros Aberdeen Angus puros controlados de 15 a 24 meses se vendieron entre 40.000 y 52.000 pesos, por uno de “Don Jacobo” de Cesar Gareis, con un promedio de 44.567 pesos. En tanto 4 vaquillonas con preñez garantizada presentadas por “El Paisano” de Juan Carlos y Juan Manuel Gareis, se vendieron en 25.000 pesos y cinco (paridas) de “El 13” de Oscar Palos e hijos se colocaron en 24 mil pesos.